viernes, 9 de enero de 2015

D-penicilamina

Es un antídoto de uso polivalente que se une a diversos metales, inactivándolos y facilitando su excreción renal. Su capacidad quelante es inferior a los demás, aunque complementa la acción de los otros quelantes y además posee efectos secundarios potencialmente graves. Por todo ello, se considera un antídoto de segunda línea.
Indicaciones: intoxicación por plomo, zinc, cobre, arsénico, mercurio, oro y cobre.
Dosis vo: 100 mg/kg/día a 30 mg/kg/día; dosis máxima en niños 1 g/día y en adultos 2 g/día. No sobrepasar 40 mg/kg/día en tratamientos a largo plazo.
Efectos secundarios:
• Dosis-dependientes (con dosis >60 mg/kg): náuseas y vómitos.
• Dosis-independientes: alteraciones hematológicas (leucopenia, eosinofilia, trombopenia) y reacciones de hipersensibilidad (urticaria, angioedema).
• Efectos menos frecuentes: proteinuria, hematuria e incotinencia urinaria.

0 comentarios:

Publicar un comentario